AVISO


AVISO LA ENTREGA DEL SEGUNDO COMENTARIO CRÍTICO SERÁ LA SEMANA DEL 2 AL 6 DE NOVIEMBRE

viernes, 2 de mayo de 2014

COMENTARIO RESUELTO DE UN TEXTO HUMANÍSTICO (JOSÉ LUIS PINILLOS - "LA MENTE HUMANA")

TEXTO

En un principio, la actividad instrumental del hombre fue muy elemental y funcionó al servicio de fines biológicos muy elementales –alimentación, defensa, alojamiento-, pero se diferenció de la de los simios más cercanos en que éstos, capaces, por supuesto, de arrojar piedras, de utilizar un palo como bastón o de convertir una rama en instrumento para robar miel de una colmena, jamás llegaron a trascender los límites de esta actividad instrumental de primer orden. Como ha mostrado no hace mucho Jrustov, un simio es totalmente incapaz de construir instrumentos valiéndose de otros instrumentos, es incapaz de acceder a una actividad instrumental de segundo orden, hazaña que, sin embargo, realizó el primer pitecántropo que astilló una piedra con otra para conseguir artificialmente una potenciación rudimentaria de su mano.
En un principio, no obstante, esta actividad instrumental de segundo orden se hallaba, al parecer, al servicio de fines biológicos muy elementales, semejantes a los perseguidos instintivamente por otras especies; los primeros homínidos se movieron probablemente en una precultura o cuasicultura: la cultura arcaica del Homo habilis, en el Paleolítico inferior, es posible que presentara todavía tales características. El paso siguiente, probablemente unido al desarrollo del lenguaje, consistió en ampliar los fines biológicos, de pura supervivencia, con valores religiosos y artísticos totalmente desconocidos en el mundo animal: el ser humano comenzó a enterrar a sus muertos de acuerdo con normas inventadas por él mismo, empezó a construir adornos para su cuerpo y a decorar sus cuevas con pinturas y símbolos. La humanización había comenzado.

José Luis Pinillos, La mente humana


1)      a) Enuncie el tema de texto:

·         El comienzo de la humanización del ser humano.
·         La humanización del ser humano frente a otros animales.

              b) Detalle sus características lingüísticas y estilísticas más sobresalientes:

         1) Estructura interna del texto:

   El texto lo podemos dividir en dos partes:
   I) De la l. 1 a la l. 15 (hasta “características”) nos habla de las distintas actividades del ser humano. A su vez, lo podemos subdividir en dos subpartes:
1.1) De la l. 1 a la l.6 (hasta “orden”), donde nos habla de las actividades elementales del ser humano (“de primer orden”).
1.2) De la l.6 a la l. 15 (hasta “características”), donde nos habla de las actividades desarrolladas a partir de la inteligencia del ser humano (“de segundo orden”).
II) De la l. 15 (“El paso”) hasta el final del texto, donde se nos expone la tesis del autor sobre el comienzo de la humanización del ser humano. (La última oración del texto se podría ver como una conclusión del texto).

2)      Niveles lingüísticos del texto:

a) Nivel morfosintáctico:

·         Vemos la presencia de una entonación enunciativa a lo  largo de todo el texto, ya que nos presenta los acontecimientos desde una perspectiva objetiva. También vemos la presencia de alguna oración dubitativa (“probablemente”, l. 13-14; o l. 16) debido a la dificultad de llegar a una certeza sobre los hechos contados.
·         Al deseo de objetividad del texto también correspondería el uso mayoritario de los tiempos en indicativo. Utiliza sobre todo el pasado, especialmente el pretérito perfecto simple (“fue”, l. 1; “funcionó”, l. 1; “diferenció”, l. 3), ya que las acciones que nos presenta se sitúan en un tiempo muy lejano al presente del lector.
También aparece el uso del presente atemporal (o gnómico) en la l. 6 (“un simio es…”), en una afirmación rotunda válida para el pasado y el presente.
También utiliza numerosos infinitivos (nueve en total), como “arrojar”, l. 4; “utilizar”, l. 4; “convertir”, l. 4, que tienen la misión de indicar una serie de acciones con total claridad.
·         Usa la tercera persona del singular a  lo largo de todo el texto (“consistió”, l. 16; “comenzó”, l. 18), con la finalidad de lograr esa objetividad de los textos ensayísticos.
·         Respecto al uso de las oraciones, podemos destacar la presencia de una gran diversidad de tipos de oraciones, lo cual es síntoma de hallarnos ante un texto culto.
Así, además de alguna oración simple (l. 20), tenemos oraciones compuestas, especialmente coordinadas, como las copulativas (l. 1-2), adversativas (l. 2-3), que sirven para unir y contrastar ideas. También aparecen numerosas subordinadas de infinitivo (l. 7-8), para dar dinamismo al texto. Igualmente, aparece alguna oración atributiva (l. 6-7) con la misión de explicar o definir conceptos.
Por último, señalamos la presencia de oraciones subordinadas, como adjetivas (l. 9) o adverbiales finales (l. 9-10), que sirven para explicar y matizar las ideas del autor.



b)  Nivel léxico-semántico:

·         El léxico es claramente denotativo, como queda claro en el uso de los numerosos tecnicismos que emplea el autor. Así, “pitecántropo”, l. 9; “homínidos”, l. 13; “Homo habilis”, l. 14. Esto indica, por un lado, que responde al rasgo de objetividad de estos textos; y, por otro, que es un texto dirigido a un lector medianamente culto.
·         También aparecen una serie de sustantivos abstractos, que son típicos de los textos donde el autor nos expone sus ideas. Así, “actividad”, l. 1 y 5; “alimentación”, l. 2; “defensa”, l. 2; “alojamiento”, l. 2; o “potenciación”, l. 10.
Con relación al uso de adjetivos calificativos especificativos, sirven para informar al lector y concretar lo expresado por el autor. Así, “biológicos”, l. 2 y 12 o “religiosos y artísticos”,  l. 17.     
·         Hay también isotopía léxica en una serie de palabras que el auotr repite a lo largo del texto para dejar claras las ideas más importantes. Así, “actividad instrumental”, l. 1, 5-6, 8 y 11; “instrumento(s)”, l. 4 y 7; “fines biológicos”, l. 2, 12 y 16-17.
Una isotopía semántica, presente en casi todo el texto, es el campo semántico referido al concepto de “ser humano”, l. 18, que incluye términos como “hombre”, l. 1; “pitecántropo”, l. 9; “homínidos”, l. 13 y “homo habilis”, l. 14.
También podemos destacar la presencia de un hiperónimo, “fines biológicos”, l. 2, que incluye a los hipónimos “alimentación, defensa, alojamiento”, l. 2
Todas estas isotopías sirven para dar mayor cohesión al texto en relación a sus ideas.

            c) Nivel textual:

·         En cuanto a las funciones lingüísticas que podemos encontrar en el texto destaca claramente la función referencial o representativa, ya que nos está facilitando a lo largo del texto una información objetiva (“se diferenció”, l. 3). Es decir, pretende convencer al lector de las ideas que está desarrollando (“El paso siguiente…”, l. 15-16; “La humanización…”, l. 20.
·         El texto presenta una serie de deícticos temporales, como  “Paleolítico inferior”, l. 15, con la finalidad de situarnos claramente en un espacio y tiempo definidos.
·         Respecto a los marcadores textuales, nos encontramos con los conectores aditivos “y”, l. 20, y contraargumentativos, “pero”, l. 2; “sin embargo”, l. 8-9; “no obstante”, l. 11, que le sirven al autor para matizar sus ideas.

3)      Características  estilísticas:

·         Al deseo de hacer más atractivo el texto respondería el uso de las figuras literarias que aparecen en el texto. Esta función poética se refleja en las siguientes figuras. Tenemos una estructura paralelística “En un principio”, l. 1 y 11, que estructura el texto. También tenemos una personificación  en la l. 20 (“La humanización…”), que refuerza la idea final del texto.
        
       c) Indique qué tipo de texto es:

·         Es un texto expositivo porque nos va exponiendo las líneas generales de cómo los hombres primitivos comenzaron a ser sociales. Es también un texto argumentativo porque utiliza un argumento de autoridad (“Jrustov”, l. 6), al apoyarse en este especialista para dar mayor fuerza y peso a sus palabras. También podemos  decir que utiliza un argumento de ejemplificación en las l. 18 a 20, para demostrarnos sus razonamientos.
·         La tesis del texto aparece a partir de la l. 5 ( “El paso siguiente …”), en la que nos propone el comienzo de la humanización a partir de la realización de una serie de actos (decoración, entierros…). Por tanto, estamos ante un texto con estructura inductiva, ya que la tesis final justifica toda la información que se ha ido dando en el texto.
·         Por tanto, es un texto expositivo-argumentativo, es decir, es un texto humanístico. En concreto, es un ensayo divulgativo de contenido ántropo-psicológico. Luego se enmarcaría dentro del texto sociológico.

2) Redacte un resumen del contenido del texto:


Cuando el hombre amplió sus fines biológicos, que al principio eran solamente de supervivencia, e incluyó en su vida valores religiosos y artísticos, como los enterramientos o decorar cavernas, que son aspectos que ningún otro ser vivo ha logrado, incluyendo a los simios, que son la especie más cercana a la nuestra, fue cuando comenzó el proceso de humanización.                                                                                 

No hay comentarios:

Publicar un comentario